lunes, 31 de julio de 2017

LA LEYENDA DEL SANTUARIO DE LA BALMA (EL SANTUARIO DE LOS MALDITOS)




Historia o leyenda, pues la verdad que no lo sé, pero tengo que ir a averiguarlo…..
La mañana promete, así que cogeré a Flavia y me iré dirección Morella, en el interior de Castellón, y de aquí tomaré la CV 14 dirección Zorita del Maestrazgo siguiendo el sinuoso cauce del rio Bergantes y a unos dos kilómetros de la población entraré por  el desvío que se encuentra perfectamente señalizado.
Al poco de empezar a subir ya veo ante mí la Ermita camuflada en la montaña.








Aparco la moto y empiezo a subir andando muy poco a poco, intentando imaginar que podría pasar por allí muchos siglos atrás…..




Luego a través de un pasadizo con varias balconadas excavadas en la montaña me dirijo a la cueva de la Ermita, lugar que me da mucho respeto después de todo lo que he leído y que os cuento a continuación.



PASADIZO EXCAVADO EN LA ROCA


ENTRADA A LA ERMITA O SANTUARIO



Milagros, endemoniados, movimiento de objetos, don de lenguas, xenoglosia, levitaciones… Todo eso y más ha ocurrido en este santuario.
Pero comencemos por el principio, nuestra historia trascurre en Zorita, una diminuta villa valenciana enclavada en la montañosa comarca de Els Ports, muy cerca de Morella. Allí hay un lugar realmente mágico: el Santuario de la Virgen de La Balma, está excavado en la montaña y por siglos este casi inaccesible lugar fue conocido como “el Santuario de los endemoniados”.
El origen de la Virgen de la Balma empieza en 1308 cuando a un pastor manco de un brazo se le apareció la virgen, y le dijo que si allí construía una ermita haría el milagro de devolverle el brazo y así fue.

RÍO BERGANTES,LUGAR DE LA APARICIÓN

Posteriormente en el siglo XIV se encontró una imagen de la Virgen, y a partir de este hallazgo se construyó un santuario para venerarla .No obstante parece que desde mucho antes (finales del siglo XII) se tiene noticias de exorcismos y visiones demoníacas en las cuevas de la zona.





Desde entonces La Balma ha sido Centro de peregrinaciones del Maestrazgo  y el  Bajo Aragón para curar enfermos y endemoniados desde época medieval (S. XV), en el que los vecinos de Castellote (Teruel) realizaron la primera romería conocida. Una vez construido el santuario, el culto a la virgen se orientó a la curación de enfermedades de posesión y peticiones de curaciones milagrosas, todo siempre al mando del Sacerdote o el Clérigo de turno y con el visto bueno de la jerarquía católica.

 Pero es desde finales del siglo XIX, cuando los exorcismos dejan de ser dirigidos en el santuario por clérigos y van apareciendo hechiceras y espiritistas que conducen los rituales.
Ya en el Siglo XX se sabe de la presencia de brujas, conocidas como las Caspolinas (mujeres procedentes teóricamente de la localidad de Caspe y tenidas como hechiceras) y de espiritistas, cuyas visitas eran frecuentes en La Balma.





Durante los años de la Dictadura de Primo de Rivera, e incluso durante la Segunda República, miles de personas acudían a La Balma para ver los exorcismos (algunos con rituales paganos), tanta fue la afluencia de supuestos endemoniados que la propia Iglesia tomo cartas en el asunto y se prohibieron dichos Ritos por parte del Obispado. A lo largo de los años la Historia de estos sucesos se ha hecho Leyenda, y la Leyenda, Mito, el cual ha llegado a nuestros días.
Dentro de la iglesia aun a día de hoy se conserva una jaula grande donde está la virgen y donde encerraban a los endemoniados para realizarles los exorcismos.

                                               JAULA DONDE SE ENCERRABAN A LOS ENDEMONIADOS



Primero que todo se realizaba como un juicio de si estaba o no poseída la persona.





Las Caspolinas, tres brujas del pueblo de Caspe ayudaban a ese veredicto.   Una vez concluido que estaba endemoniado, empezaba el ritual de exorcismo.
El procedimiento seguía así. Las tres brujas sujetaban a la persona por los hombros y las piernas.  Entonaban un canto ancestral y una plegaria a dios.




Se les rociaba la cara con agua bendita. Entonces gritaban que salgan por las manos que salgan por los pies. Se les ataba los pies y las manos con cintas azules para que el demonio saliera por ahí ya que se creía  que si el demonio salía por la boca, ojos u orejas, la persona se quedaría muda, sorda o ciega.
Y así finalizaba el ritual.
Pero vamos a la narración de hechos concretos como por ejemplo el de Mariano Oliver, el endemoniado aragonés que levitó ante decenas de testigos.
Manuel Monzón, a la que un mal espíritu dejó muda durante años, otros tantos testigos y protagonistas de la Balma.
También Josefa Monteverde, mujer de 33 años vecina de Teruel llegó al Santuario atada de pies y manos y portada por cinco  hombres al más puro estilo de película "el exorcista" blasfemando echando espumarajos por la boca y con la cara transpuesta. Las caspolinas la rodearon e hicieron  un sortilegio (canticos y plegarias)  para más tarde rociarla con agua bendita, tras un interminable ritual  cayo en estado cataléptico, entonces las hechiceras entonaron cánticos..... ¡Que salga por las manos!... ¡Que salga por los pies!.., la posesa cayo desvanecida tras dos horas de ritual , despertando sana y salva y de nuevo en gracia de Dios.


Rosario Uso Petit, de 12 años, fue de Alquerías (en la costa) también supuestamente  endemoniada, y el cual está clasificado como auténtico por los expertos. Que se sometió a un exorcismo en la Balma el 8 de septiembre de 1929. La gente la rodeaba y las velas consumían el aire , las caspolinas dan su veredicto "esta poseída " , ella a carcajadas se ríe , blasfema contra la muchedumbre. Las caspolinas entonan cánticos ancestrales las gentes se apartan temerosas mientras la posesa atada de pies y manos se retuerce ,haciendo muecas horribles ,las gentes caen de rodillas totalmente asustados entonando plegarias, las hechiceras aumentan su entonación y todos caen en un trance de histeria colectiva, hasta que la posesa cae desvanecida ,despertando sana.






Cuentan que hubo personas que levitaron varios palmos o de niños de tres años que hablaban con voz monstruosa. Nadie sabe cuándo empezaron estos exorcismo, lo cierto es que aglutinaban a cientos, y en su posada se hospedaban las brujas, los endemoniados, sus familiares y curiosos.





La mayoría de los supuestos endemoniados que acudían allí para que les hicieran un exorcismo eran simplemente epilépticos, enfermos mentales o esquizofrénicos; gente pobre y supersticiosa en su mayoría, y fácilmente impresionable. Esta gente realmente necesitaba de ayuda médica y aquellos rituales de exorcismo muchas veces hacían más mal que bien. Pero no parece que todos los casos se deban a la superchería popular. Se han documentado casos de telekinesis, don de lenguas, xenoglosia, levitación, saber el futuro, leer el pensamiento, hablar con los muertos y otros muchos fenómenos extraños.

Miles de peregrinos de toda España viajaron a La Balma en busca de milagros, sanaciones o liberación de demonios y finales del siglo XIX los exorcismos dejan de ser dirigidos por curas y aparecen hechiceras, brujos, espiritistas y estafadores que conducen los rituales. El momento álgido de peregrinos se dio entre 1900 y 1936.



Pero a todo esto, también las autoridades se hicieron eco de los acontecimientos, no podían quedar impávidos cuando en un  lugar se llegaban a concentrar 20.000 personas, se intentó dispersar a la muchedumbre, pero aquellos no eran tiempos de dialogo, más aun cuando el fanatismo antirreligioso estaba en boga. Estamos en vísperas de la guerra civil y las balas callaron para siempre aquellos acontecimientos que no se volvieron a repetir jamás, tampoco después de la guerra seguramente porque a la iglesia también le resultaban incomodas aquellas costumbres.

Hoy el Santuario sigue recibiendo visitantes, pero ninguno en busca de exorcismos.
Así que si queréis ir, ya sabéis, ir, pero nunca lo hagáis de noche, dicen que al ocultarse el sol, aun se oyen salir de las cuevas gritos desgarradores acompañados de los cánticos de las brujas y hechiceras en su tenebrosos rituales exorcistas…..


Espero que os haya gustado.

Saludos.

domingo, 7 de mayo de 2017

"LA VÍA MUERTA" LA CRÓNICA




    Antes de empezar a relatar la ruta, os intentaré explicar brevemente lo que aconteció a principio de siglo en esta comarca de Teruel, corría el año 1927 cuando empezaron las obras, un corredor ferroviario que saldría de Baeza (Andalucia) y que llegaría a Saint- Girons (Francia) se ponía en marcha.


   Era la gran obra pública diseñada por la dictadura de Primo de Rivera para satisfacer las, entonces como ahora, justas y necesarias demandas de la población. El ingeniero turolense Bartolomé Esteban se encargó de los estudios previos y durante cuatro años se edificaron hangares y estaciones, se removieron y explanaron tierras, se abrieron túneles, se levantaron puentes…toda una infraestructura necesaria para superar la orografía tremendamente abrupta de estos territorios. 

El primer parón de las obras se produjo en 1930, después, los trabajos se reiniciaron y estuvieron activos hasta 1932, pero la parada definitiva llegó en 1935 y las causas fueron la falta de recursos económicos de la empresa encargada de la obra y el desinterés político y la escasa rentabilidad que se preveía para este trayecto que iba a recoger el tráfico de mercancías.

      Dada la longitud del proyecto, se subdividió administrativamente en cinco tramos, Baeza-Utiel,Utiel-Teruel, Teruel-Alcañiz, Alcañiz-Lleida y Lleida-Saint Girons
Entre todos estos tramos me llamo la atención el de Teruel-Alcañiz, que es el que voy a recorrer, 164 kilómetros de carreterillas, pistas, puentes y túneles donde intentaré localizar las 18 estaciones construidas y los lugares donde estaban proyectadas cuatro más que no se llegaron a construir, sumando así un total de 22 estaciones de tren, unas cuantas de ellas cercanas y perfectamente visibles desde  la nacional 420, pero otras muchas ocultas entre caminos, barrancos y montañas, alejadas de cualquier población, perdidas y olvidadas en el tiempo.
Así que después de esta pequeña introducción empezamos la crónica de lo que fue ”La Vía muerta”

     Saldré de mi base de operaciones, Vall de Almonacid, donde tendremos que coger un trozo de autovía para dirigirnos rápidamente al comienzo de la ruta, Teruel.
Me saldré en la salida Central, donde cogeré la N-420 con dirección a Alcañiz y enseguida me meteré en una pequeña pista que me acercará a la primera estación, la de Teruel, llamada popularmente la estación de Baños.


1-ESTACIÓN DE BAÑOS (TERUEL)


     Al poco tengo el desvío que me marca el GPS, así que me salgo del asfalto y por una pista algo rota me dirijo hacia mi primer waypoint, cruzo un puente del antiguo ferrocarril y ya estoy allí, veo la estación, las cocheras de los talleres y hasta un depósito de donde imagino cargarían agua las viejas locomotoras a vapor. También veo un muelle de carga y una vivienda que  sería del guarda de la estación.










   Hay zonas de bancos y guarda bicicletas, se ve claramente que por aquí pasa la vía verde de Ojos Negros.



*Esta estación pertenece a la vía de Ojos Negros y no fue construida para la ruta Teruel-Alcañiz, pero la línea pasaría seguro por aquí, así que la idea es visitarla.



    Recorro la zona a pie en modo exploración y aprovecho para recuperarme un poco del frío mañanero que hace por la estas tierras mañas, después de unas cuantas fotos,  me subo otra vez a lomos de Flavia y me dirijo a la primera estación de la ruta en si, paso por Tortajada, municipio donde se empezó este proyecto.
Desde esta población ya cogeré un trozo de antigua vía de tren, y tras pasar un pequeño viaducto me encontraré con la primera estación, Villalva.








2-ESTACIÓN DE VILLALVA





    Aquí en esta destartalada estación, se pueden ver aun alguna pintura de la guerra civil y según alguna información que he contrastado, cerca de 25 habitantes de Villalva trabajaron en este proyecto.












Seguiré por pista y atravesaré la población por dos túneles perfectamente conservados. 







   Voy despacio contemplando el paisaje y a su vez para no levantar mucha polvareda, el terreno por aquí está muy seco.

* En algún tiempo los túneles cobijaron a las gentes de los bombardeos de las pavas del ejército sublevado durante la última guerra. Más tarde sirvieron como cavas donde se experimentó el cultivo del champiñón


3-ESTACIÓN DE CUEVAS LABRADAS



    Salgo a la nacional de nuevo y nada más pasar Cuevas Labradas y a unos dos kilómetros y medio a la izquierda, me topo con la estación de Cuevas Labradas, visiblemente deteriorada y con un muy mal acceso y sin resto de la vía del tren, además, solo está el edificio de pasajeros, el de mercancias no existe, o no lo construyeron o lo han destrozado, posiblemente para ampliar la N-420.



*Nos vemos obligados a contemplar con tristeza como el tiempo intenta llevarse los recuerdos de una ilusión que nunca se cumplió, y… lo que todavía es peor, que casi 80 años después nadie en este país se haya acordado de este tramo de vía de tren.


4-ESTACIÓN DE PERALEJOS
   Salgo otra vez a la carretera en busca de la siguiente estación, me meto por la antigua nacional que es por donde me mete ahora el GPS y la estación de Peralejos tampoco existe, la nueva N-420 pasa pegada por donde tengo marcado que esta la Estación, así que me temo que también fue pasto de las obras de la nueva nacional.

* A mediados de los años veinte comenzaron estas obras que vivieron un momento de esperanza con la república y que murió con la guerra provocada por los insurgentes golpistas. Tristeza rodeada de campos de cereal, de piedras caídas, de aislamiento, de un andén que nunca vio pasar al tren, y de una taquilla que nunca sintió lo que era vender en billete. Aquí como en tantas otras, el jefe de estación nunca tuvo oportunidad de dar entrada a un tren….por tanto nunca sintió el privilegio de darle salida.

5-ESTACIÓN DE ALFAMBRA




   Continuo hacia el siguiente destino, Alfambra, y unos tres kilómetros antes de llegar a la población, vuelvo a ver tramo de la vía y me meto en ella para llegar a su estación.




   La pista es buena y en nada ya estoy ante el imponente edificio, aunque como la de Villalba, esta algo abandonada.








   Allí puedo contemplar el primer monumento del escultor Juan José Barragán, un grupo de gente hechos de metal, está esperando el tren en la estación, ese tren que nunca llegó.





* Como homenaje a que nunca funcionó esta vía del tren, frustrando cualquier posibilidad de desarrollo del interior de Aragón, en Alfambra se inauguró en el año 2002, sobre el llamado Puente de la Venta, el segundo mayor viaducto de la provincia de Teruel, una instalación escultórica titulada "El Sueño", obra de Juan José Barragán.



  Continuo camino por la carretera en busca de un viaducto que por las fotos es una pasada, el Viaducto de la Venta. Me salgo de la nacional y por un trozo de pista me dirijo a lo alto de un montículo, donde al lado de un deteriorado corral se encuentra el Viaducto de la Venta.








    Es el segundo más grande de la provincia de Teruel y donde se encuentra también el segundo monumento del Escultor, un tren con su vagón y tres pasajeros, también hecho de metal y que está pasando por encima del viaducto.





   Dejo la moto en mitad de la pequeña planicie que hay detrás del corral y contemplo asombrado el pedazo de viaducto que hay ante mí. Es IMPRESIONANTE.
Desde arriba las vistas son espectaculares.












    Me hace gozo pasar por debajo de él y hacer unas cuantas fotos, así que me subo encima de Flavia y por otro pista nos metemos en el barranco de la Hoz, justo debajo del viaducto, paro la moto y estoy un buen rato contemplando tan gran obra de ingeniería.







* Hasta hace unos treinta años no podía entrar nadie en ese cauce caminero del barranco de la Hoz, ni siquiera los ganados en busca del buen pasto que en ellos se criaba. Un guardia, a quien se apodaba siempre el Ruso, se encargaba de atizarles una multa mientras los denunciados sacudían los redioses y le mentaban el alma al tal Ruso


6-ESTACIÓN DE PERALES DE ALFAMBRA
   Sigo mi camino hacia Perales de Alfambra, he visto que esta rehabilitada y eso es digno de ver.
En cuando puedo intento seguir el tramo de la antigua vía y así lo hago también cuando me dirijo hacia allí, cada tramo que puedo hacer siguiendo los pasos por donde debió haber circulado ese tren es una gozada para mí.










   Después de pasar algún que otro pequeño túnel ya estoy ante el edificio de mercancías, de lejos ya me doy cuenta que no es como los demás, así que una vez allí, aparco la moto y me dirijo hacia el, lo que yo nunca me hubiera podido imaginar es que hubieran hecho una piscina cubierta dentro de el, que pasada!!!!





    Alucinando aun arranco a Flavia y me voy a ver el edificio de pasajeros, que también restaurado, quieren usarlo por lo que vi y leí como un albergue, ideas como estas son las que hacen que edificios antiguos como estos no se dejen caer en el desuso.










*Desde hace dos años, este entorno se está rehabilitando a través de un taller de empleo de albañilería dirigido a mujeres que trabajan para convertirlo en un albergue juvenil. Este proyecto contempla la construcción de una piscina climatizada y de un campo de fútbol.


7-POSIBLE ESTACIÓN FUENTE CAÑADA
   Después de esto sigo ruta, y mi siguiente destino no será un estación de tren, bueno, si pero no, no se llegó a construir pero tengo el waypoint de donde lo hubieran hecho, así que a que espero?



   Siguiendo las indicaciones del GPS me dirijo, tras coger un trozo de carretera, por una pista medio regular, el tiempo no acompaña y empezamos a tener algo de frio, vamos despacito y en un rato el Garmin nos muestra el sitio exacto donde se debió haber construido la estación de Fuente Cañada, ahí está, al lado de la inaccesible vía de tren, por lo menos con Flavia, vemos también un pequeño túnel por donde hubiera pasado el tren por arriba.
Aprovechamos la tranquila zona para hacer unas fotos y contemplar el paisaje.


DETRÁS DE LA MOTO IRÍA LA ESTACIÓN DE FUENTE CAÑADA






OBRAS DE FABRICA CASI PERFECTAS E INALTERABLES NOS ACOMPAÑAN DURANTE LA RUTA



TERRAPLÉN POR DONDE IRÍAN LAS VÍAS DEL TREN


    Me quedo sorprendido cuando en un deshojado arbusto pegado al túnel, veo un pequeño nido, al asomarme a él cuatro huevos en su interior me dejan boquiabierto, la madre no ha de estar muy lejos y en cuanto presto atención, la veo piando y revoloteando por los alrededores como si quisiera llamar mi atención y por supuesto, hacerme desatender mi mirada del precioso nido……Amor de madre!!!!




* Las aguadas para las locomotoras de vapor, además de las necesarias en las estaciones con reserva de locomotoras, serían en Cuevas, Perales de Alfambra y Fuente Cañada-Velilla. Después se aumentó el número hasta 7, mejor distribuidas en la línea.


8-POSIBLE ESTACIÓN DE VELLIDA
      Siguiendo mis pasos me alejo del lugar y me voy en busca de otra estación no construida, la estación de Vellida.
Por aquí no queda mucho rastro ya de vía, así que me iré por asfalto hasta Cañada Vellida, donde después de pasar por debajo de un túnel donde tendría que haber pasado el tren, continuare todo recto hasta localizar el sitio donde se hubiera construido esta estación.





A LA IZQUIERDA DE FLAVIA IRÍA LA ESTACIÓN  DE VELLIDA

 Ahí está, unas cuantas fotos y sigo hacia el siguiente destino.





*La locomotora nunca se dejó ver por su humo, no se dejó oír por un sonido monótono, pero a la vez sintomático de que algo progresa por las tierras. La carbonilla nunca invadió el aire formando nubes con formas oscuras.
Los pasos subterráneos todavía pueblan la zona y un puente muy vistoso es fotografiado por románticos de una época perdida y quizás olvidada. 



9-ESTACIÓN VALDEJARQUE-MEZQUITA.
  Continuo ruta siguiendo indicaciones hacia Mezquita de Jarque, desde allí tomaré un caminillo asfaltado que se convertirá en pista y después de algún que otro zizzageo localizaré la estación, bueno, lo que queda de ella…..



  Me acerco con la moto pasando antes debajo de ella por un pequeño puente, salgo de la pista y en nada ya estoy allí.







   Esta enfrente de un pronunciado terraplén por donde tendría que haber ido el tren y rodeada de campos de hierba verde, cebada o algo de eso.



   Me subo andando al terraplén y observo como aun se desdibuja el trazado que hubiera llevado la vía y que se pierde en el horizonte.


POR AQUÍ ARRIBA HUBIERAN IDO LAS VÍAS DE TREN



 Unas cuantas fotos y otro objetivo cumplido, seguimos ruta.







*La vía estaba prevista para carriles del tipo Norte nº 4 (peso de 42,5kg por metro lineal) y con 18 traviesas por carril.


10-ESTACIÓN DE VALDECONEJOS
   Ahora vamos a ver una facilita, la de Valdeconejos, se que esta orilla de la carretera porque la he visto alguna vez, así que continuando la bonita carretera damos enseguida con ella, saliéndonos del asfalto para poderla inmortalizar, como casi todas las estación está compuesta por dos edificios, el de pasajeros, más bonito y señorial y el de mercancías, mas cuadrado y escueto que el anterior.










Inmortalizamos el momento y aprovechamos para dar un pequeño bocado antes de continuar.




*Las estaciones de la línea Teruel-Alcañiz se proyectaron en general con una vía horizontal de 800m y longitud mínima aprovechable de 550m para el cruce de trenes de 60 vagones en doble tracción. Se recomendó la construcción de dos vías por estación y construir la tercera vía cuando lo requiriese la explotación en todas las estaciones de la línea o en algunas. También se proyectaron con dos vías los muelles de mercancías aunque al final se propuso la reducción a una sola vía (excepto las estaciones de Valdeconejos y Alcorisa con cuatro vías y reserva de locomotoras).


11-ESTACIÓN DE ESCUCHA
   Nos ponemos en marcha y nos abrigamos bien, vamos a subir el puerto de Sant Just que está a 1400 metros de altitud y recuerdo que poco antes había un cartelito que ponía. “PUERTO DE SAN JUST ABIERTO, TEMPERATURA 6º “
Así que vamos para allá!!!!
El gps me marca que me he de salir en un punto de la moderna N-420 e ir a buscar la antigua, que en algún tramo va paralela a esta y que la usan los vecinos de los campos para acceder a ellos, así que me salgo y como me suponía no voy a poder subir, veo la pista que me tiene que dirigir hacia arriba y los surcos son impresionantes, subir igual subiría, pero en la bajada me daría la risa y lo pasaría bastante mal con lo que pesamos los dos, además voy solo y decido no arriesgar, por lo que declino el poder ver la estación y sigo camino. Atravieso Escucha, a este pueblo soy de los que piensa que hay que dedicarle un día, es un gran pueblo minero, casi una ciudad, tiene museos y minas para visitar que han de ser muy interesantes. Así que después de inmortalizarme junto a un antiguo tren minero de los que sacaban el carbón de las minas, continuo hacia mi siguiente objetivo.





* La sección de Teruel a Alcañiz, incluida dentro del Plan de Ferrocarriles de Preferente Construcción, cuyo concurso se celebró el 16 octubre de 1926, quedó desierto. En cuyo caso  la Dirección General de Ferrocarriles el 15 de diciembre de 1926, convocó un segundo concurso para la ejecución de las obras de la sección de Teruel a Alcañiz, de 180 kilómetros, con un presupuesto de contrata de  64.036.554,48 pesetas , debiendo quienes desearan participar en el concurso, depositar una fianza de 640.000 pesetas.

12-ESTACIÓN DE PALOMAR.
   Conforme bajamos la altitud vamos agradeciendo la subida de temperatura. Dejando a nuestra izquierda Palomar de Arroyos volvemos a buscar la antigua nacional, de aquí una destartalada pista de algo más de un kilómetro que nos acercara a la estación de Palomar, está bastante alejada de cualquier población y da la sensación de soledad absoluta. 



   Infinidad de matorrales rodean los dos edificios y ni rastro  de la plataforma ferroviaria, también han intentado tapiar alguna de las entradas con piedras, pero de nada ha servido, así que después de pasearme un rato por la zona aprovechando para estirar las piernas.






Hago las pertinentes fotos retorno a la N420 retornando sobre mis pasos hasta que doy con ella.









* Cientos de asalariados que poblaban distintas localidades de la zona y de personas que habían inmigrado hasta estas tierras para trabajar en la construcción del ferrocarril se quedaron sin trabajo, Aldecoa ha afirmado que “muchos de ellos pasaron hambre y por periodos de miseria que se sumaban a las duras condiciones de trabajo que tuvieron que afrontar en los periodos de trabajo”. Entre estas dificultades que estos empleados pasaron, el historiador experto en sindicalismo en la Segunda República ha explicado que “se incumplía la jornada laboral de ocho horas; en 1931 echaron a la calle a más de 360 obreros y el sueldo era de 0.5 pesetas la hora”.


13-POSIBLE ESTACIÓN DE CAÑIZAR
   Continuo en busca de un polígono, que pasando Castell de Cabra y a unos pocos kilómetros lo tendré a mi derecha, polígono industrial Las Ventas, por aquí me saldré para intentar localizar otra estación de tren que no se llegó a construir pero como algunas de las que hemos visto hoy, tenía sitio en el mapa.




  Cruzo el pequeño polígono y me meto por una estrecha pista, creo que me he confundido pero decido seguir un poco más adelante hasta que me encuentro con una estructura que me causa impresión, ahí está, después de tantos años inalterable, se hizo para que el tren pudiera atravesar un barranquillo sin nombre ni identidad. Paro un rato a contemplar dicha obra de ingeniería y diviso también un túnel a lo lejos que se mete en lo alto de una montaña, cuanta obra desperdiciada y cuanto trabajo perdido.








   Después de inspeccionar las obras me voy en busca del lugar donde se tendría que haber construido la estación de Cañizar, vuelvo a cruzar el polígono y al final veo la escondida entrada a una pista, estrecha y cuesta abajo, que después de pasar al lado de unos corrales abandonado, subiré un repecho y ahora sí, ahí está donde se debería de haber construido, aquí también ni rastro de la vía del tren.


 Así que media vuelta y a por la siguiente estación y ultima de hoy.




* El paso de la Guerra Civil dejó tras de sí un rastro amargo para la zona, que veía rotas sus esperanzas. Edificios a mitad de construir o casi en ruinas, puentes construidos, caminos allanados, pero sin traviesas, ni raíles. Vestigios de lo que pudo haber sido y, que todavía hoy luchan por no caer al suelo, ni en el olvido.


14-ESTACIÓN DE GARGALLO
  Sigo por la N420 y aquí también he de ir en busca de la vieja nacional, veo el pequeño desvío y allí que me meto cruzando por un maltrecho puente el rió Escurriza, cojo una pista que bordeando dicho río me llevara a una cantera abandonada, donde tendré que dejar la moto y seguir un tramo andando para ver si doy con la estación de Gargallo.




Después de un rato de escalada y de mucho calor, no encuentro la estación, si es que aun existe. 



   Ya bastante cansado de un larguísimo día me decido a dar por terminada la jornada de hoy, un poco mas adelante esta mi lugar de avituallamiento y reposo, Venta Pintada,  que mañana mas.

* El paso por Gargallo venía impuesto por la imposibilidad de continuar por la cuenca del río Guadalope y por ser punto obligado de paso del proyecto del ferrocarril Vivel-Monroyo (donde enlazaría con el Alcañiz-Calanda-Vinaroz). Desde Gargallo se baja con fuertes pendientes y curvas de radio reducido hasta Alcorisa.


15-ESTACIÓN DE OLMOS
   El día a salido bueno y después de un buen desayuno me pongo en marcha y en busca de mi primera estación, la de Olmos. Tomo la A-1416  y cuando me quiero dar cuenta ya me estoy saliendo por una pista hacia el waypoint que me marca el GPS, en su lugar hay unos corrales con ganado, no se si se destruiría la estación y en su lugar se construirían los corrales o es que nunca llego a existir, para ser la primera del día no he tenido mucha suerte, así que algo desilusionado continuo ruta, y dirección a Andorra (Andorra de Teruel eh)

* Éste es otro de los sueños frustrados que Teruel arrastra desde su pasado y que nunca fue una realidad. Ahora esta quimera lucha por resurgir de otro modo. Los actuales habitantes de la zona esperan no volver a caer en el olvido y que estos espacios puedan servir para revitalizar un territorio que ve unido a su paso la N-420.


16-ESTACIÓN DE ANDORRA
   Atravieso el pueblo y aprovecho para repostar, esperemos que esta se me dé algo mejor que la anterior. Ahora voy por la A-223 y al rato ya me desvío por un caminito semiasfaltado que pronto se convertirá en una pequeña pista, conforme me acerco al waypoint, no voy viendo en la lejanía ninguna imponente estación y me empiezo a mosquear, sigo mi rumbo hasta llegar al sitio y efectivamente no hay estación, pero si rastro de ella, escombro y piedras es lo único que queda, pero por lo menos hay algo, el que no se consuela es porque no quiere.




* Las obras de este tramo con la infraestructura y banqueta de vía terminadas, incluso obras de fábrica y estaciones, pero a falta de instalar vía. Quedó abandonada.

17-ESTACIÓN DE ALCORISA
   Vamos a ver si esta la puedo ver, la de Alcorisa, sigo la carretera y poco antes de llegar a la N211 tomo una pista a mi izquierda que me llevará a la estación, esta vez sí, la veo a lo lejos, allí está, esperándome. Continúo la pista y después otra a mi izquierda que me llevara directo allí.



  Poco antes de llegar veo algo raro en la estación, hay mucho coche, cuento dos, tres, cinco, furgonetas y gente, empiezo a ver mucha gente, no se qué es, así que paro la moto y me bajo de ella, se me acerca un desaliñado joven con acento inglés y un español muy justito, igual que yo de inglés, se me presenta, me presento y me explica o así quiero entender yo que están rodando una película para el gobierno de Aragón.





   Me invita a entrar a las instalaciones y entiendo que están esperando que se haga de noche para poder grabar, en mitad de una sala veo un caldero con una cadena, en las paredes tejas con velas, grupos electrógenos, luces, micrófonos de esos que van con un palo y no sé cuántas cosas más, ha de ser por la pinta una peli de miedo, como me hubiera gustado estar ahí, en el rodaje, así que después de recorrerme las instalaciones junto a mi nuevo colega, el cineasta, hago mis pertinentes fotos y me dispongo a marchar.








Se observa aquí también un tramo de terraplén por donde hubiera ido el tren.




   Así que arranco mi moto, me pongo el casco y cuando voy a dar la vuelta, no hago pie y al suelo voy, yo, mi moto y mi orgullo, todos mirando y yo que me voy al suelo, no había otra estación para caerme? Enseguida acuden en mi ayuda, mientras yo paro la moto, me quito el casco y los guantes disimulando como si no pasara nada y que fuera algo habitual, ya tengo allí dos cineastas dispuestos a ayudar a levantar a Flavia del suelo, lo hacemos, les doy las gracias y me voy de allí con el orgullo un poco herido, pero que le vamos a hacer? Hacia el siguiente objetivo!!!

* Hoy las estaciones son esqueletos pétreos y estructuras férreas que aún desafían al tiempo.


18-ESTACIÓN DE PITARRA
   Después de salir de la pista, continuo por la N-211 que me acercara a mi próximo destino, la estación de Pitarra, en una curva a derechas muy pronunciada tomo una pista a mi izquierda que según mi GPS me dirigirá hasta allí, al poco ya la estoy viendo, poco a poco me acerco, pero llega el momento que no puedo continuar, campos rebosantes de un color verde me cortan el paso y la estación está en medio,  me conformo con unas cuantas fotos y saber que aún sigue en pie.






* Las estaciones de estilo Modernista que están abandonadas y que ahora pertenecen al ADIF, al que, alcaldes de distintas localidades se han dirigido para solicitar su uso. Según ha dicho, “sólo los prestarían temporalmente, durante 10 ó 15 años, en forma de arrendamiento”. Si estos espacios se declaran vía verde, entonces ADIF tendría que ceder al Gobierno de Aragón la utilidad de toda la vía que compone este trayecto.

19-ESTACIÓN FOZ-CALANDA
   Nuestro siguiente objetivo es la estación de Foz-Calanda, apenas a dos kilómetros de anterior y orilla de la nacional, no tardo en dar con ella, solo tiene el edificio de mercancías, del de pasajeros no hay rastro. Inmortalizo el momento y sigo ruta.




* Las obras del ferrocarril comenzaron en 1927, quedando paradas definitamente 8 años mas tarde. Para entonces se habían construido 11 estaciones y 32 túneles, además de más de 400 obras accesorias y de fábrica.


20-ESTACIÓN DE CALANDA
   Ahora dirección a Calanda y como objetivo su estación, bordeo el pueblo por un pista en busca de algún rastro de la vieja vía de tren y no tardo en dar con ella.
Hay tramos que están y otros que desaparecen, obligándome a ir cogiendo pequeñas pistas de un par de metros de anchura entre almendros y algarrobos para intentar no variar el rumbo que me acercará a la estación.




    Al poco ya la veo por la parte de atrás, la rodeo y me pongo frente a ella. Asombrado me quedo cuando veo que la gastan como corral de ganado, puertas tapadas con maderas y excrementos amontonados en su interior me dan fe de ello, por lo menos sigue en pie. Tan solo cuenta con un solo edificio rectangular y sin muchas florituras.
Salgo de la zona como puedo y me dirijo hacia mi penúltima estación.




* El primer parón de las obras se produjo en 1930, después, los trabajos se reiniciaron y estuvieron activos hasta 1932, momento en que se produjo la segunda interrupción que no fue la definitiva y que permitió mantener la esperanza a los más de 2.000 trabajadores que estaban empleados en los distintos trazados que se habían iniciado por todo el trayecto.


21-ESTACIÓN CASTELLSERAS
   Una vez retomado el asfalto de la N-211 me voy en busca de ella, y en el mismo cruce que me indica derecha a Castellserás, cojo a la izquierda y a unos poco metros y tras una cortita pista me doy con ella.





    Está bastante maltrecha, tanto es así que solo queda un débil pared haciendo equilibrio, y lo más importante, el nombre, esto me encanta, que tengan su nombre colocado sobre sus desaliñadas construcciones . 









Después de observarla durante un buen rato y hacer las pertinentes fotos, sigo ruta para localizar la última de la ruta de “La Vía Muerta”, la que hace 22.



* La parada definitiva llegó en 1935 y las causas, según ha comentado Serafín Aldecoa, fueron varias, “por un lado, la falta de recursos económicos de la empresa encargada de la obra, con las posibles irregularidades en las cuentas, que no se investigaron por la llegada de la Guerra Civil, que fue otro de los obstáculos que impidieron que esta infraestructura se construyera y, finalmente, el desinterés político y la escasa rentabilidad que se preveía para este trayecto que iba a acoger, en principio y mayoritariamente, el tráfico de mercancías”.


22-ESTACION DE ALCAÑIZ
   Otra vez sobre la N211 al poco ya estoy viendo Alcañiz, mi último destino, desde lejos se distingue su parador, antiguo castillo Templario que domina toda la población.
Después de callejear un buen rato por las afueras y rodear por la parte izquierda la población, una recién asfaltada carretera me llevara al final de mi ruta, la estación de Alcañiz, la más grande, importante y señorial, tapiadas todas sus entradas con cemento me es imposible entrar.





   Así que me conformo con unas cuantas fotos y sé que se me está desdibujando en el rostro una cara de felicidad, por la satisfacción de haber terminado la ruta, de los deberes bien hechos y sobre todo de poder contarlo y compartirlo con todos vosotros.




Ahora ya para casa, me esperan mas de 250 kilómetros de paisajes por el Maestrazgo, Monrollo, Morella, Ares, Albocacer, Onda y en casa ya.
Hasta la próxima!!!!!

Bibliográfica consultada.